Cómo orientar a los niños en el uso de tecnología

0
9

14/06/2017 7:30:00
La tecnología puede ser un aporte en la formación de los niños si es que hay una adecuada supervisión por parte de los adultos.

Querámoslo o no, los niños interactúan desde temprana edad con celulares, tablets, computadores. Lejos de demonizarlo, la idea es orientar a los más pequeños en el uso de la tecnología. Con la correcta supervisión, la tecnología puede ser un aporte en la formación de los niños, por lo que se aconseja acotar el tiempo, controlar los contenidos y supervisar su uso. La directora de educación de Jardines Infantiles Vitamina, María Luisa Orellana, dijo que "el limitar su uso antes de los dos años se fundamenta en lo relevante que es en esta etapa la interacción con los pares, el movimiento y el contacto con la naturaleza, al aire libre, etc. Por lo tanto, la propuesta es equilibrar, integrándolo como un recurso más al servicio de los aprendizajes". Y entregó unos consejos: 1- Es importante que los adultos asuman que la tecnología estará presente en todos los ámbitos de la vida de los niños, siendo una nueva responsabilidad para padres y educadores el buscar formas de compatibilizar correctamente su uso con sus necesidades de desarrollo y aprendizaje. 2- El uso de las tecnologías, más que un hábito propio de la rutina diaria y una forma de mantener a los niños quietos y tranquilos, debe orientarse a contenidos que los desafíen y les aporten, de acuerdo a sus edades. Siempre con tiempos limitados, ya que la exposición a ellas por períodos prolongados limita sus oportunidades y puede generar dificultades. Es por esto que no se recomienda que los niños de entre 2 y 6 años se expongan más de una hora al día. 3- Uno de los beneficios del uso de la tecnología es que los padres pueden configurar el acceso al contenido. Se sugiere preferir propuestas con contenido educativo, es decir, que les acerque a la formación de habilidades sociales como la empatía y la amistad, que favorezca el desarrollo de atención, y que los desafíen en relación al inicio de la escritura, lectura, y el aprendizaje de conceptos matemáticos en situaciones cotidianas, entre otros. 4- Es importante asegurar que la tecnología no reemplace las interacciones directas de los niños con sus pares y el acceso a la vida social fuera de sus casas.

Articulo original